Quienes somos

Instalaciones de dicocarCárnicas Dicocar nació en Mayo de 1984 con las aperturas de pequeñas sedes en la calle Arcipreste Bono y calle Pintor Puig Roda en el centro de Vinaròs.

Las mejoras tecnológicas, la diversificación de productos y el aumento de clientes nos llevaron a ampliar nuestras instalaciones y a trasladarnos a la fábrica actual situada en la Carretera Nacional 340 Km 1052’5 de Vinaròs.

La ciudad de Vinaròs es un punto estratégico entre la frontera de Cataluña con Comunidad Valenciana agilizando así nuestras relaciones comerciales entre las dos comunidades y abarcando “un radio de acción” de cien kilómetros hacia el interior, actuando así también en Aragón, siendo así las tres comunidades “bandera” de la empresa. Distribuimos al resto de España con vehículos refrigerados de empresas transportistas colaboradoras.

Proveemos carne a más de 1700 clientes entre hoteles, restaurantes, carnicerías, supermercados, bares, agroturismos así como también a comedores y demás instituciones.

Nuestras instalaciones de más de 1000 m2 cuentan con almacén frigorífico, túnel de congelación, cámaras de congelación, salas refrigeradas para la manipulación de alimentos y cámaras de conservación, oficinas y centro de atención al cliente entre otras.

Vendemos carne fresca y congelada al por mayor y al pequeño consumidor, distribuimos un gran abanico de productos cárnicos y elaborados propios, que nos han merecido el prestigio y calidad durante estos treinta años. 

InstalacionesDicocar garantiza la calidad y seguridad de sus productos mediante la implantación y mantenimiento del sistema de autocontrol APPCC (Análisis de Peligros y Puntos de Control Críticos) así como sus RPHT (Requisitos Previos de Higiene y Trazabilidad) y periódicamente este sistema es auditado por su correcto mantenimiento y mejora continua. Mediante un sistema informático de registro de temperaturas en continuo y otro sistema de trazabilidad sabemos en todo momento el origen, la trayectoria y el destino final de los productos. Sumando con nuestro plan de formación continua garantizamos que los conocimientos, aptitudes y hábitos de manipulación de nuestro personal son los correctos para obtener productos seguros e higiénicos. Por otra parte, nuestros vehículos están sometidos a un programa de limpieza y desinfección diaria para asegurar la higiene durante el transporte, contando cómo no, con las autorizaciones ATP reglamentarias.